Inversión en bolsaLifestyle y mindset

¿Invertir o ahorrar? Cómo invertir nuestro dinero con el menor riesgo posible

¿Qué debo hacer con mi dinero? ¿Debo invertir o ahorrar? Se trata de preguntas que todos nos hacemos alguna vez en la vida. En este post analizaremos cómo plantear nuestras inversiones y ahorros de forma metódica y ordenada.

Antes de seguir, si lo que buscar es alguna idea de inversión sin riesgo y con alta rentabilidad no pierdas el tiempo: aquí no va a estar.

En cambio, si lo que buscas es un planteamiento lógico que te ayude a evaluar cómo calcular los riesgos que puedes correr con  tus ahorros, has llegado al lugar indicado.

¿Te interesa la inversión? Descubre nuestras mejores ideas de inversión en el siguiente post:

Dónde invertir mi dinero en 2020 ideas en bolsa, fondos de inversión y oro

¿Qué es invertir?

Invertir requiere de disciplina, claridad mental y, sobre todo, de un objetivo y horizonte temporal definidos. En WeHolders hablamos de ideas de inversión, ahorro, trading, etc. pero básicamente todo se podría definir en que destinamos un capital a una serie de activos con la idea de que más adelante esos activos nos generen una rentabilidad.

Desde un punto de vista holístico, invertir son todas aquellas acciones que realizamos en nuestro día a día para generar riqueza futura.

Dicho de otra manera, invertir es la asignación de una serie de recursos en una serie de activos con el fin de generar un flujo de caja posterior que, en suma, supere a los recursos previamente asignados. O dicho de otra manera más común, destinamos una cantidad de dinero a algo en previsión de que en un tiempo determinado nos devuelva más cantidad de dinero. En definitiva, que nos genere una rentabilidad.

¿Eso significa que todo lo que genere dinero es una inversión? No necesariamente, pero sí que es probable que podamos aplicar el concepto de inversión para entenderlo y, en última instancia, medirlo. Para mí, aplicar los conceptos de inversión me ayuda a simplificar muchas acciones que hago durante el día a día. Y para ello he creado el marco de inversión.

El método: el Marco de Inversión

El Marco de Inversión es toda aquella serie de normas, reglas e ideas que aplico a todos y cada uno de los elementos que conforman mi portafolio de inversión (así como al portafolio entero). Básicamente establece una serie de líneas a partir de las cuales actúo en consecuencia.

Mi marco de inversión contiene los siguientes ítems:

  • Cantidad invertible: cantidad de dinero, recursos o activos que puedo utilizar para invertir ya que no los necesito para mantener mi calidad de vida. Por lo general son activos líquidos (dinero) que rápidamente puedo utilizar para comprar activos. Los fondos de pensiones, si no se liquidan, no son activos invertibles de cara a una gestión activa, por ejemplo. No obstante, sí que son activos puesto que nuestro dinero está invertido.
  • Horizonte temporal: tiempo mínimo durante el cual preveo no necesitar la cantidad invertible y, por lo tanto, puedo estar invertido.
  • Grado de sofisticación: evaluación personal de mi conocimiento acerca de las inversiones que quiero realizar. Esta evaluación resulta de gran importancia ya que determinará qué tipo de estrategias de inversión se adecúan más a mi perfil de inversor. Para evaluarlo, puedes hacer el test de idoneidad Mifid II. Adjunto al link del test que hacen en el banco Renta4.
  • 💼 Leyes de inversión: al igual que en la física, hay ciertas leyes que se repiten en el mundo de la inversión. Estas leyes representan el conocimiento y experiencia que he ido adquiriendo durante el paso del tiempo y son las que utilizo para desarrollar mi portafolio.
  • Mapa de situación: a partir de mi investigación del mercado genero un mapa de situación que posteriormente utilizo para realizar cambios (o no) en mi portafolio de inversión.

Además de estos elementos escojo una frecuencia de revisión del portafolio. Algunos fondos suelen hacer revisiones y rebalanceos una o dos veces al año. A mí personalmente me gusta hacerlo cada 3 meses debido a mi perfil (me considero más trader que inversor a largo plazo). No obstante, una buena frecuencia de revisión podría ser una vez al año. Recomiendo hacerlo después de verano, por ejemplo en septiembre u octubre.

Una vez he generado el marco de inversión, lo que hago es evaluar si mi portafolio de inversión está alineado o si, por el contrario, debería hacer modificaciones. Por lo general lo que ocurre es que tengo que cerrar posiciones en activos que considero que ya han hecho su recorrido y abrir otras nuevas en aquellas oportunidades de inversión con previsiones de dar rentabilidad en el futuro.

Por supuesto, el marco de inversión no es estático sino que está sujeto a variaciones. La idea es adaptarlo a los cambios de las condiciones del momento, bien sean internos o externos. Un de cambio interno podría ser una mejora sustancial en la estrategia de inversión; mientras que uno de cambio externo podría ser que la economía presentara un fuerte crecimiento cuando las previsiones de mi modelo indicaban lo contrario.

Por eso es muy necesario revisarlo periódicamente (tal y como decía anteriormente, yo lo hago como mínimo 4 veces al año).

¿Te gustaría recibir posts como este en cuanto los publiquemos? Únete a nuestro Canal de Telegram:

Preguntas que podrías hacerte para establecer tu marco de inversión

Invertir en Mind Capital
Preguntas para evaluar nuestra situación financiera actual. Fuente: Mind.Capital.

¿Cuál es mi situación financiera actual?

Por ejemplo, puedes evaluar tu nivel de ahorros frente a tus ingresos. O bien evaluar la cantidad de ahorros entre tus gastos para saber cuánto tiempo podrías aguantar sin ingresos (por ejemplo, si te quedaras sin trabajo).

>> Consideraciones

Se suele recomendar un mínimo de 6 meses de ahorro en formato líquido (dinero, fondos monetarios, depósitos, etc.). A mí personalmente me gusta más 12 meses. Todo dependerá de 2 factores: el tipo de trabajo de que desempeñes (el tiempo necesario para encontrar un nuevo empleo suele ir relacionado con el nivel salarial que asociado. Es decir, los empleos más remunerados suelen precisar de más tiempo para encontrar trabajos nuevos en caso de despido. También dependerá de la velocidad de rotación laboral del país donde residas. Por ejemplo, en EEUU la rotación laboral es más alta que en Europa (los europeos suelen cambiar menos de empleo).

¿Cuáles son mis objetivos de rentabilidad?

Es bastante difícil establecer un objetivo, puesto que pocas veces podemos adivinar cómo se comportará el mercado. Lo que se suele hacer es asociar los objetivos a las previsiones de necesitar ese capital. Es decir, si prevemos comprarnos una casa en menos de 1 ó 2 años, deberíamos procurar invertir en recursos poco volátiles para poder disponer de ese capital de la forma más segura posible. Si no lo necesitamos a corto plazo, podríamos asumir más riesgo.

¿Cuánto tiempo necesito para conseguir mis objetivos?

Muy asociado a la pregunta anterior, establecer un horizonte temporal nos ayuda a escoger mejor la tipología de nuestras inversiones. Como apunte adicional, hay que valorar el nivel de liquidez de las inversiones, es decir, si sería fácil venderlas en caso de necesitar el dinero por el motivo que fuera.

¿Qué nivel de riesgo estoy dispuesto a asumir?

Es decir, si las cosas no salieran como espero, ¿puedo aguantar una caída del 20%? Es necesario tener claro que la incertidumbre acompaña a cualquier inversión y que a nivel psicológico puede resultar muy duro ver que nuestros ahorros se reducen. Deberemos tener este aspecto claro antes de invertir.

¿Necesito de asesoramiento de un profesional?

Por lo general la respuesta debería ser afirmativa. Incluso si somos inversores experimentados, nunca está de más consultar a expertos o a personas de confianza con conocimientos. Las decisiones se toman mejor cuanta más información tengamos.

Conclusión: ahorrar y luego invertir

Bajo mi punto de vista lo más importante es tener un fondo de ahorro lo más seguro, líquido y accesible posible. Como mínimo para 6 meses. Posteriormente tenemos que conocernos como inversores, evaluarnos y establecer nuestro perfil de inversión. Y, posteriormente, comenzaremos a planificar nuestro marco de inversión.

Mi consejo es tomárselo en calma. No hay prisa y siempre hay oportunidades mientras no se cierren los mercados. Y, por supuesto, invertir en formación e información.

Bonus: libros de inversión que recomiendo

A continuación adjunto los últimos 3 libros sobre inversión que me he leído. Los 3 me han aportado puntos de vista muy enriquecedores, por lo que te recomiendo que les eches un vistazo para desarrollar tu marco de inversión.

>> Para aprender más sobre leyes de inversión recomiendo “Un paso por delante de Wall Stret: cómo utilizar lo que ya sabes para ganar dinero en bolsa» de Peter Lynch.

>> Si deseas leer sobre las previsiones económicas del futuro te recomiendo Aftermath: Seven Secrets of Wealth Preservation in the Coming Chaos, de James Rickards (de momento sólo está en inglés).

>> Y como guía para empezar a plantearte tu relación con el dinero, cómo ahorrar y consejos de inversión te recomiendo «Dinero, domina el juego» de Tony Robbins.

La información de este post ha sido realizada con fines exclusivamente informativos y no constituye consejo alguno de inversión. Se desaconseja la utilización directa de los datos aquí aportados para tomar decisiones de inversión. Invertir conlleva riesgos, hágalo siempre con la asesoría de un profesional.

¿Más info? Contacta con nosotros



Acepto las condiciones de privacidad y LOPD de weholders.com

Etiquetas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar